Estudiar en una preparatoria privada es un paso muy positivo para tu futuro universitario.

En este tipo de instituciones encontrarás una formación de calidad y diferentes agregados de valor, que te permitirán disfrutar de una gran experiencia y estar mejor capacitado cuando llegue la hora de cursar una carrera.

En las siguientes líneas te mostraremos con mayor detalle los beneficios de una preparatoria privada.

Actividades extracurriculares

Este tipo de actividades son parte de la formación complementaria que brinda toda buena institución.

Entre las principales iniciativas extracurriculares se encuentran torneos deportivos, festivales de diversos talentos y eventos culturales.

Además de ser un complemento para la formación y la experiencia del alumno, estas actividades ayudan a que los jóvenes potencien y desarrollen cualidades que luego pueden servirles para obtener una beca universitaria y financiamiento educativo.

Diversas pruebas y test vocacionales

Conforme te capacitas académicamente, una buena preparatoria te ofrecerá pruebas y evaluaciones que te ayuden a detectar tus áreas de interés y vocaciones.

De esa forma, empezarás a tener más claro qué carrera elegir en la universidad, una de las decisiones más importantes que deberás tomar en el futuro cercano.

Además, la preparatoria utilizará la información obtenida de los test para personalizar tus experiencias educativas y ayudarte a hacer hincapié en objetivos académicos adaptados a tus preferencias.

Descubre tu vocación con el siguiente quiz gratuito:

CTA-FINAL_quizz

Certificados de conocimientos y habilidades

Las tendencias de educación han cambiado en los últimos años. Hoy, las instituciones toman más en cuenta el desarrollo de competencias laborales y digitales, al igual que habilidades blandas, asociadas con la comunicación y las capacidades sociales.

Una preparatoria privada no es ajena a esta tendencia, por lo cual te ofrecerá la posibilidad de obtener certificados de conocimientos y habilidades de este tipo.

Esto te resultará de gran utilidad para tu vida universitaria e, incluso, a la hora de desempeñar tu primer empleo en los próximos años.

Qué esperar de la vida universitaria

En general, preparación de calidad

Una buena preparatoria diseña los exámenes con la finalidad de aprender, más que para medir o evaluar.

Su misión es enseñar sobre áreas de interés para los mercados y el mundo actual, empleando modelos de evaluación que resultan atractivos para los alumnos.

¡Muy bien! Si leíste hasta aquí ya conoces por qué resulta una buena idea estudiar en una preparatoria privada.

En líneas generales, es una opción de calidad y adaptada a las características y prácticas de calidad de los entornos educativos actuales.

A la hora de escoger una preparatoria, conviene que tomes en cuenta una que, además, cuenta con carreras universitarias que puedas estudiar en el futuro.

De esa manera, podrás completar tu ciclo académico en una misma institución.

¿Este contenido te pareció útil? ¿Te brindó la información que estabas buscando? Nos gustaría saber qué piensas, así que te invitamos a que nos escribas en la sección de comentarios o contactes con un asesor educativo para más información sobre la oferta disponible para ti.

¡Te esperamos!

Clic para asesorarte ULC